Entradas

La Noche de Todos los Santos

cementerio-valladolid

“La noche de los difuntos me despertó a no sé que hora el doble de las campanas. Su tañido monótono y eterno me trajo a las mientes esta tradición que oí hace poco en Soria. (…) Yo la oí en el mismo lugar en que acaeció, y la he escrito volviendo algunas veces la cabeza con miedo, cuando sentía crujirlos cristales de mi balcón, estremecidos por el aire frío de la noche.”

El Monte de las Ánimas

Leyenda 15 Soria

Gustavo Adolfo Becquer

 

Cada año, el 1 de Noviembre, España celebra su fiesta en recuerdo y honra de sus parientes fallecidos, fiesta que se conoce como el Día de Todos los Santos. Muchas familias, especialmente aquellas generaciones mayores que están apegadas a las tradiciones, se reúnen en los cementerios para hacer una visita a los seres queridos que han fallecidos para hacerles saber que no les han olvidado.

Lo más tradicional de 1 de Noviembre es comprar flores, especialmente crisantemos y llevarlas al cementerio. Las Iglesias dicen misa en memoria de aquellos fallecidos que permanecen en el purgatorio.

A pesar del sentimiento de tristeza que tiene este día, las familias se reúnen para celebrar la vida y disfrutar de delicias como buñuelos de viento, huesos de santos, panellets, vino dulce y sobre todo muchas castañas tomando especial protagonismo este fruto de la estación en la que transcurren estas fiestas.

Panellets

 

huesos-de-santo-01-1

 

 

Así se celebra en España el día de Todos los Santos

 

GALICIA: SAMAÍN

En muchas aldeas gallegas las familias salen por la noche a los cementerios para rezar a las almas de los muertos a la luz de las velas. Durante la noche de Samaín desaparece el límite entre el mundo de los vivos y el de los muertos.

 

CANARIAS: LA NOCHE DE LOS FINAOS

Los canarios celebran la noche de los Finaos, una tradición que hace que todos los miembros de la familia se reúnan en casa para recordar a sus finaos, es decir, a sus muertos. Esta tradición a salido a las calles y los pueblos celebran la noche de los finaos con música, bailes y una gran hoguera.

 

CATALUÑA: LA CASTANYADA

La Noche de los Santos en Cataluña es sinónimo de Castanyada. Esta fiesta que procede del siglo XVIII tienen una gran protagonista: la castaña asada. Esta fiesta está relacionada con personajes como los campaners, que tras atiborrarse de castañas y dulces para cargarse de energía tocaba las campanas de las iglesias durante toda la noche en memoria de los fallecidos.

castanya-1

PAÍS VASCO: GAZTAÑARRE EGUNA

Fiesta de la castaña asada, es una tradición gastronómica en la que la familia y amigos se reúnen para celebrar una merienda donde no pueden faltar caracoles en salsa, motokil y castañas asadas de postre.

 

CÁDIZ: LA FIESTA DE LOS TOSANTOS

Los gaditanos trasladan su carnaval al mercado en su fiesta de Tosantos, aquí no solo son las personas las que se disfrazan, también lo hacen los animales y las verduras del mercado. En estas fechas el mercado Central y el Virgen del Rosario participan en el concurso de exornos de puestos, recreando escenas cómicas con muñecos hechos con frutas, verduras, carnes, pescados y frutos secos, que representan y critican a políticos y personajes de la sociedad española.
Tosantos

 

 

 

 

 

 

BEGÍJAR (JAÉN): GACHAS PARA CERRAR CERRADURAS

En la Noche de Todos los Santos, los vecino de Begíjar salen a la calle con cazuelas llenas de gachas para tapar las cerraduras de las casas. De esta manera se espantan a los malos espíritus de las casas.

 

EXTREMADURA: DÍA DE LA CHAQUETÍA

Los extremeños salen al campo a divertirse en su conocido día de la Chaquetía. Los jóvenes y niños son los protagonistas. Cargados de castañas, almendras, higos, granadas y membrillos se reúnen en el monte a pasar un buen rato.

 

SORIA: BEQUER Y EL MONTE DE LAS ÁNIMAS

En la noche de los muertos, los sorianos rinden homenaje a Gustavo Adolfo Bécquer y a una de sus conocidas leyendas de terror, el Monte de las Ánimas, cuyo escenario es un monte que existe en Soria. Cada noche del 31 de octubre, títeres gigantes, esqueletos , monjes templarios y otros espectros se reúnen en las calles de la ciudad con la única luz de las antorchas y los candiles. Con las ascuas de la hoguera que hacen se crea un manto de brasas por el que pasan descalzos los mas valientes.

32af1cd02e278102c0b807621635f0e8-1728x800_c

ALCALÁ DE HENARES: DON JUAN TENORIO_BCE8308

Alcalá de Henares reúne cada noche del 31 de octubre a miles de personas. La razón, la representación de la obra de José Zorrilla “Don Juan Tenorio” . Declarada Fiesta de Interés Turístico Regional es representada al aire libre en el Palacio Arzobispal.

 

 

En los últimos años está creciendo la popularización de la versión anglosajona de este día, el conocido Halloween, cada vez se hace mas natural ver a gente disfrazada de brujas y monstruos por las calles de nuestras ciudades, planes de ocio para niños y mayores acompañan esta opción de celebrar la mágica noche del 31 de octubre de una forma mas terrorífica.

calabazas-de-halloween-encendidas-en-un-jardin

Leyendas de la Catedral de Sevilla II

catedral1

“Sevilla es una ciudad que desafía a la literatura. Es simplemente una de las ciudades más bellas del mundo, con una historia que atraviesa siglos y maravillosos monumentos y edificios junto a frondosos parques con el sereno río Guadalquivir discurriendo por el centro de la ciudad.”

The Guardian 2008

LAS LÁGRIMAS DE SAN PEDRO

lagrimas-san-pedro-2

Se trata de una tradición muy antigua que resulta desconocida todavía para muchos sevillanos.

La referencia más antigua data de 1403, cuando el infante D. Carlos por la toma de Antequera ordena celebrar regocijos por la noche de san pedro desde la Giralda.

El día 28 de Junio de cada año, a las doce de la noche, seis clarineros acompañados por siete alabarderos, todos con uniforme de gala, entran por la puerta de Campanillas de la catedral al Santísimo en la Capilla de la Virgen de los Reyes, se dirigen a la entrada de la Giralda. Allí quedarán formados los siete lanceros, siguiendo hasta el campanario los seis clarineros.

En el cuerpo de campanas, comienza a tocar una melodía que se repite tres veces, en recuerdo de las tres negaciones de San Pedro, desde cada una de las caras del campanario: la primera hacia el Alcázar, después hacia el Aljarafe, la plaza de San Francisco y la plaza de la Virgen de los Reyes.

Este rito se repite en la mañana del día 29, festividad de San Pedro a las 9:30h. y a las 12 del medio día. Desde hace unos años la Giralda anuncia la fiesta de San Pedro con un toque solemne de campanas.

Es un bello recuerdo del pasado que merece la pena no olvidar.

 

LAS CADENAS DE LA CATEDRAL

columnas

Las cadenas de la catedral de Sevilla se pusieron en 1.565 para evitar que los mercaderes de las gradas que rodeaban al recinto, entraran con cabalgaduras en los días de mal tiempo para refugiarse. También servían para acogerse al derecho de asilo que los ciudadanos desesperados imploraban ante la dureza que demostraba la justicia ordinaria en aquel momento: siglo XVI. Este derecho, impedía que los representantes de la justicia penetraran en lugares sagrados para ejecutar sus acciones.

Esta disposición de las cadenas en torno al edificio, propiciaba roces y pleitos entre las distintas jurisdicciones que tardaban largos períodos de tiempo en resolverse.

Al hecho de refugiarse de esta forma se le conoce como retraimiento. No siempre era respetado y dependía del grado del delito cometido.

Las cadenas eran frontera de la vida ajetreada del exterior del recinto catedralicio y de la paz y sosiego imperantes en el interior del recinto sagrado.

 

 

La Bienal de Flamenco 2016

bienal4

El río Guadalquivir va entre naranjos y olivos.

Los dos ríos de Granada bajan de la nieve al trigo.

¡Ay, amor que se fue y no vino!

El río Guadalquivir tiene las barbas granates.

Los dos ríos de Granada, uno llanto y otro sangre.

¡Ay, amor que se fue por el aire!

Para los barcos de vela Sevilla tiene un camino;

por el agua de Granada sólo reman los suspiros.

¡Ay, amor que se fue y no vino!

Poema del Cante Jondo

Romancero Gitano

Federico García Lorca 1931

Leer más

Hotel Villapanés, un palacio con historia

Hotel de Villapanés, un palacio con historia

Hotel de Villapanés, un palacio con historia

Descansar tras una larga jornada en una de las ciudades con más cultura y belleza del mundo, debe tener continuidad en uno de sus edificios más emblemáticos y atractivos, el Hotel Villapanés. Un precioso palacio con cientos de años que guarda entre sus muros inconfesables secretos y una activa participación en el devenir histórico de Sevilla. Leer más

Sevilla, una ciudad cargada de historia para un turista

[:es]sevilla archivo de indias

Sevilla es una ciudad milenaria que, junto a Venecia y Génova, puede presumir de poseer uno de los tres cascos antiguos más grandes de toda la vieja Europa, y que encierra entre sus límites un patrimonio cultural y artístico de primera magnitud y belleza. Si quieres saber más sigue leyendo y si estás decidido a venir, mete en la maleta calzado cómodo, palo de ‘selfy’ y cámara fotográfica, porque tendrás mucho que ver y fotografiar… Nosotros nos encargaremos de que vuelvas con una sonrisa. Leer más

¿Necesitas una excusa para volver a Sevilla?

Son tantas las razones que podemos darte para venir a Sevilla, que necesitaríamos un blog entero para poder demostrarte el verdadero encanto de esta ciudad.

Desde el Palacio de Villapanés estamos convencidos que Sevilla es una de las ciudades más impresionantes del mundo y queremos compartir con todos nuestros amigos y clientes que ahora, en verano, es un gran momento para visitar los encantos de esta ciudad, que no deja indiferente a nadie:

1.- Para vivir la historia de primera mano

Ciudad patrimonio de la humanidad gracias a su Catedral gótica, de mayor planta del mundo, el Alcázar y el Archivo de Indias. Si eres amante de la historia, no puedes perderte la visita del palacio real más antiguo de Europa, en el que se conservan los archivos de la época que demuestran que Sevilla tuvo un esplendor especial en el mundo.

2.- Para tocar el cielo

“De Sevilla al cielo”. Sabemos que el refrán no es exactamente este, pero con él damos pié a hablarte de la gran cantidad de terrazas y azoteas en las que puedes disfrutar de unas vistas espectaculares de la ciudad, mientras te tomas una copa. Sitios como el Gourmet Experienca de El Corte Inglés, La azotea de la Alicantina o del Restaurante Oriza son algunos de los espacios de “ocio con vistas” que no debes perderte.

Pero, sin lugar a dudas, el lugar más especial de Sevilla para tocar el cielo es la Giralda, que sigue atrayendo a miles de visitantes todos los días.

3.- Para saborear el Sur

Ferrán Adriá dijo en una ocasión que “Sevilla no se puede explicar, hay que vivirla y saborearla. Tiene un alma única. Cuando aterrizas en la ciudad y comienzas a pasear por sus calles, sientes pura magia… Puedo decir que Sevilla es una de las ciudades más increíbles que he visto en todo el mundo”.

Grandes restaurantes con bastante historia, solera y tradición hacen que la restauración de la ciudad sea otro de los atractivos más buscados.

4.- Para vivir la fiesta

En Sevilla se vive y se disfruta la calle. El calor humano y la hospitalidad de los sevillanos harán sentir, a todo el que participe de sus fiestas, como si fuera un ciudadano más.

La belleza, el misterio y la grandiosidad de la Semana Santa de Sevilla es mundialmente conocida. No se trata de un museo en la calle, porque las imágenes para el sevillano, son mucho más que una obra de arte. La imagen es la devoción y es la vida reflejada en los ojos verdes de la Virgen del Valle, o en ese paso de la misma cofradía donde Jesús es coronado de espinas mientras el rostro de todos los visitantes se refleja en los espejitos de la rocalla del paso.

Qué decir de la Feria de Abril. La alegría, el colorido y la belleza empapa las calles de una Sevilla engalanada, hasta la bandera, para demostrar que en Sevilla se disfruta, se vive y se comparte.  Una ciudad que con su Feria alcanza el culmen de el carácter femenino por obra y gracia de la belleza.

Se trata de un derroche de belleza en sí misma. Sólo hay que dejarse llevar por los sentidos, comer, beber y agitar el pecho por el baile, apuntando al cielo cuajado de farolillos venecianos.

No podemos olvidar también el Corpus, en pleno mes de junio. Una de las procesiones más bellas de todo el territorio nacional. Toda la plata del Renacimiento y el esplendor del Barroco unidos en esta fiesta en la que, como dice el refranero popular, “es uno de esos jueves que relucen más que el sol”.

Pero en Sevilla, no hay fiesta sin toros ni toros sin fiesta: Una fiesta nacional que está íntimamente ligada a la ciudad y que, según dijo Curro Romero, “sólo basta ir un día a una corrida de toros a la Plaza de la Maestranza. Es una lección de categoría que tienen los sevillanos. Silencian en el fracaso y se entusiasman al apreciar el arte en el triunfo. Por eso vivo y disfruto todos los días de Sevilla”.

Y finalizamos con la Navidad, una fiesta muy atractiva, no por su nieve ni sus trineos, sino por su luz. Sólo hay que pasear por sus calles llenas de gente que disfruta de ese sol de diciembre que es ajeno en otras latitudes. Un sol amable y templado que le saca a la ciudad sus mejores colores.

5.- Para descansar

A Sevilla también la llaman la ciudad del silencio y del descanso. Parece una paradoja, por el movimiento local y social de los sevillanos, pero lo que nadie cuestiona es que… también tienen que descansar. Este es el momento en el que amanece otra Sevilla, la del silencio, la oscuridad, el recogimiento y el descanso.

Una experiencia inolvidable que no te puedes perder. Pasear por sus calles y terminar la jornada en el Hotel Palacio Villapanés, del siglo XVIII, hará que te enamores aún más de esta ciudad. ­­ Una ciudad que, según la Duquesa de Alba, “es la ciudad más maravillosa del mundo”.